Posted on nov 14, 2011 | 2 comments

Cuando aparecen imágenes de niñas desnutridas fruto de su obsesión por la delgadez, por la imagen y por los prototipos que la publicidad nos “mete” por los ojos casi sin darnos cuenta, hacemos una serie de comentarios que cuanto menos muestran la indignación e impotencia que sentimos ante este tipo de bombardeo indiscriminado que hace que miles de chicas y chicos no sean capaces de ver más allá de su físico y caigan en las garras de enfermedades tan horribles como la anorexia, la bulimia o los múltiples trastornos de alimentación con los que nuestra avanzada sociedad convive y está en continua lucha.

anorexia

Un lucha encarnizada por destruir todos esos cánones de belleza estipulados por los modistos, las pasarelas de moda, las grandes top del momento que hacen que el mundo de muchos adolescentes se suma en una espiral incontrolable de deseos prácticamente inalcanzables y que muchos terminan en tragedia ante la imposibilidad de cumplir su objetivo.

Nos proponen como ideal de imagen modelos delgadas hasta el extremo, tallas imposibles para cualquier persona que disfrute de salud; todo esto apoyado por comentarios que nos hacen sentir mal con nosotros mismos en el momento que tengamos algún que otro kilo de más.

Después de que hace años desde las diferentes asociaciones en defensa de estas terribles enfermedades, que en ocasiones terminan con la vida de quienes las padecen, luchan por conseguir destruir estos estereotipos estáticos y completamente cerrados, después de que las pasarelas establecieron un tallaje mínimo para poder desfilar en ellas, llegamos los tontos de turno y comenzamos a reírnos de todo lo que pase del dichoso “peso ideal”.

31terelu_dentro

En la última portada de Interviú que se ha hecho pública aparece Terelu Campos. Una mujer madura, con estilo, actual, moderna, madre y trabajadora que ha tomado la decisión de aparecer en la portada de la citada revista. Decisión, por otra parte que me parece muy acertada y aceptable, ya que sólo le incumbe a ella.

A partir de esta publicación se ha montado un gran revuelo en twitter y me parece increíble que tachen de gorda a esta mujer. Una mujer normal, como cualquiera de las que podamos estar en la calle andando como personas normales, sin taconazos de medio metro, sin pasarelas de por medio, sin dietas que maten nuestra salud y sin complejos, que es lo más importante.

terelu-campos-interviu-2 Se defienden desde todas estas redes sociales la incultura que supone el culto al cuerpo llevado al extremo, sin embargo cuando aparece una mujer normal, que representa a la mujer normal, de mediana edad hacemos un chiste de todo y ridiculizamos la opción a sentirnos bien con nosotros mismo, tengamos la talla que tengamos y seamos de la edad que seamos.

Me parece de una crueldad terrible para con todas esas personas, no sólo mujeres, que están sumidas en el horror de la anorexia o de la bulimia, comentarios tan ofensivos como los que se han vertido sobre Terelu Campos, no ayudan precisamente a salir de ese otro mundo paralelo que distorsiona la realidad, sino todo lo contrario, refuerzan sus ideales, sus pensamientos y sus absurdas creencias, que al parecer y a juzgar por los comentarios de twitter, somos más de uno y más de dos, los que tenemos dado el “tirito” de la obsesión por la delgadez y los estereotipos que nos marcan los medios de comunicación acerca de cómo hay que ser.

Dejemos de ser hipócritas por una vez y no defendamos aquello en lo que no creamos sólo por el hecho de que esté de moda alzar nuestra voz en defensa de algo, da igual lo que sea. Seamos sinceros con nosotros mismos y pensemos si cuando denunciamos falta de sensibilidad con este tema, lo hacemos porque está bien visto o porque realmente así lo pensamos.

En twitter he descubierto a muchos que denunciaron en su momento una determinada cuenta de usuario que hacía apología de la anorexia y animaba a las chicas a seguir haciendo dietas totalmente restrictivas a la hora de la ingestión de alimentos y aportando trucos para salir airosas y evitar alimentarse, y ahora hacxen chistes ofensivos y de mal gusto a las fotos de Terelu. esto también e3s hacer apología de la anorexia y la bulimia. Esto también incita a que sigamos avergonzándonos de nuestro cuerpo porque no encajamos en el supuesto ideal de belleza establecido por las grandes firmas que al fin y al cabo son las que nos dicen si estamos gordos o no.

(Foto:www.interviu.es)